NO HABRÁ OPOSICIONES EN TU COMUNIDAD…

Seamos sinceros, nunca fue tu opción presentarte en tu casa con miles de personas de fuera y por desgracia o virtud, los puntos de concurso no dejarán de serlo nunca, así que, yo soy muy clara con los opositores MEJOR.RANA

Si para la siguiente van a salir un patatazo de plazas, termina lo que empezaste, quédate relajá  y preséntate si puedes en otra comunidad para saber lo que es, si es tu primera vez, no quemar esos cartuchos el primer año en tu casa está muy bien. Sabrás lo que es una oposición, cómo se te valora (y sin ir a leerlo en Madrid y Andalucía, si pasas a la segunda: SUBIDÓN… pero puede que te quedes ahí, no importa, estás en listas, puede que te llamen y para la siguiente en  tu casa, sabiendo que las posibilidades son muchas. Yo saqué la plaza por otra especialidad que no era la mía y sin experiencia, era un buen año, como será el tuyo.

Deja de lamentarte y termina la programación, púdrete a supuestos, lucha. Yo doy un curso intensivo de dos meses para eso, para refrescar, luchar y recanalizar para la provincia a la que optes. Eres de los nuestros, ahora, en Junio y siempre.

 

“Un grupo de ranas viajaba por el bosque y, de repente, dos de ellas cayeron en un hoyo profundo.
Todas las demás ranas se reunieron alrededor del hoyo. Cuando vieron cuán hondo era, dijeron a las dos ranas que estaban en el fondo, que para efectos prácticos, se debían dar por muertas.

Las dos ranas no hicieron caso a los comentarios de sus amigas y siguieron tratando de saltar fuera del hoyo con todas sus fuerzas. Las otras ranas seguían insistiendo que sus esfuerzos serían inútiles. Finalmente, una de las ranas puso atención a lo que las demás decían y se rindió. Se desplomó y murió. La otra rana continuó saltando tan fuerte como le era posible.

La multitud de ranas le gritaba que dejara de sufrir y simplemente se dispusiera a morir. Pero la rana saltaba cada vez con más fuerza hasta que finalmente saltó fuera del hoyo. Cuando salió, las otras ranas le preguntaron:

– ¿No escuchaste lo que te decíamos?

La rana les explicó que era sorda. Ella pensó que las demás la estaban animando a esforzarse más para salir de allí.”

 

No escuches chorradas, SALTA!!!!!!!!!

 

Logo blanco

Facebooktwitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *