Madre Opositora

Siempre que quieren hablar de madres en la televisión muestran mujeres con niños en los brazos, sonrientes, dulces, cariñosas, sin una pizca de cansancio, espléndidamente maquilladas.

¡¡Mentiras !!!

Las mamás no somos abnegadas amantes del sacrifico y aguerridas mujeres que todo lo pueden.

Las mamás lloramos abrazadas a la almohada cuando nadie nos ve, pedimos la epidural en el parto y nos quejamos en 17 idiomas cuando tenemos que poner el despertador a las siete de la mañana para dejar la casa hecha antes de ir a trabajar..¡¡ si es que no están las calles puestas a esas horas joderrrr ¡¡¡ y mira que lo repito todo los días, y nadie me hace caso…

 

Ser mamá no tiene que ver con embarazos, pañales , sonrisas de revista y tardes de parque. Tiene que ver con querer a alguien más que a una misma. Con ser capaz de cualquier cosa con tal de que nuestros hijos  no sufran. NADA, nunca, jamás, para eso estamos nosotras, para pasar noches en vela, pensando en el disfraz de carnaval, en la carta a los reyes magos, o en vela simplemente porque estáis malos y os cuesta respirar

Vosotros nos hacen felices…. Cuando dices me encanta la comida como la hiciste, cuando nos consideran grandes genios por contestar todas las preguntas de los concursos de la tele. Es que las mamas lo sabemos todo, todo y todo..

Y cuando venís llorando a gritos porque os raspasteis la rodilla, os caísteis de la bici y con nuestros mimitos, besos y una tirita se pasa a todo.

Cuando recién levantadas nos decis:” qué guapa que estás, mamá. Cuanto te quiero” Entonces ahí da igual haber dormido dos, que tres horas, nos sacáis una sonrisa que ilumina las calles. Gracias hijos de verdad, GRACIAS DE TODO CORAZON

 

¡Gracias a vosotros soy mejor!

Me dais muchas ganas y fuerzas para seguir luchando por las oposiciones. Veros felices es lo que nos hace felices.

Gracias por hacerme  mamá. Gracias por hacerme tan importante en vuestra vida hijos. Gracias por los abrazos, los besos, las lágrimas, los dolores, los dientes de leche, las cartitas de amor, los dibujos en la nevera, las plantas rotas del jardín por jugar a la pelota, por mi maquillaje arruinado por ser usado para jugar a la mamá, por las fotos de tantos días juntos.

¡Y perdóname!

Perdóname por no pasar todo el tiempo que me gustaría con vosotros, porque tengo que trabajar, hacer la casa, estudiar y reestudiar .Perdóname por los besos que pude dejar de darte, perdóname por no tener paciencia a tres días de las oposiciones y perdóname por ponerte tu película favorita dos veces en semana para poder terminar la programación.

Ayer recordaba yo a una de mis alumnas de la academia, que tenía un bebe con 3 meses y se puso a preparar las oposiciones. Y cuando su bebe lloraba no lo cogía, porque estudiaba, no le bañaba, porque tenía que acabar la programación, no lo sacaba de paseo porque tenía que repasar el tema. Soy maestra, opositora, educadora, ama de casa, luchadora incondicional  ,pero sobre todo y ante todo SOY MADRE, y no se os puede olvidar nunca.

Yo os digo muchas veces a vosotras, está muy bien tener el b2 y hacer un máster y tener mil cursos, pero ¡¡ cuidado joderrrr!! Que tenemos hijos y no podemos despreocuparnos de ellos. Ellos son lo más importante. Por ellos luchamos por una plaza, pero no podemos perderlos por el camino. Ya es bastante sufrimiento cuando tienes que dejarlos en casa para irte a 200km para conseguir puntos y estar más cerca de la plaza, y llorar en silencio por las noches por no poder darlos su beso de buenas noches, o no poder ir con ellos al médico porque se pusieron malos.

 

Mis chicos, recordar que os amo mucho, con locura y con pasión. Seguir adelante y no os dejéis vencer porque os digan que no se pueden lograr las metas, vosotros podéis hacerlo con constancia, paciencia y pasión.

Sois mi mejor regalo. Gracias porque OS AMO, OS QUIERO, OS ADORO.OS TODO Y ese, es el amor que me hace ser grande y seguir luchando.

 

 

 

Facebooktwitter

5 thoughts on “Madre Opositora

  1. Me ha guatado mucho y sobretodo y muy importante no nos olvidemos nunca mientras opositamos d q somos madres y esos momentos con ellos aprovechemoslos al máximo porque no volverán! Pienso estudiar mucho pero nunca descuidar a mi bebé

  2. Ufff. Yo me siento incapaz de anteponer todo el sacrificio que supone preparar las oposiciones y sacarlas con dos niños que tengo y no sé si mi intento será en vano pero tengo que seguir intentándolo. Mi primer año me ha sido imposible y me duele que la gente no me entienda y se crea con derecho a juzgarme

  3. Me encanta todo lo que has puesto y sobretodo es la realidad. Tengo dos niñas y este año me he estado preparando por primera vez para las oposiciones y cada palabra que has puesto me ha llegado muy adentro,porque es lo que he vivido. Gracias por compartirlo con todos y hacernos ver porque luchamos.

  4. El leerte me ha puesto triste pero feliz a la vez…es duro ser madre y más duro es una oposición. El aprender a ser madre cada día tiene beneficios inmediatos..pero la oposición es frustrante, sólo por asegurar un buen porvenir para nuestros pequeños hace que sigamos ahí a pie de cañón. Pero también me pregunto otra cosa, por qué los padres no consiguen ser tan constantes como nosotras? el ser padre no es igual que ser madre?…. Gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *